¡AGENDA TU CITA YA!
Simijaca-Cundinamarca
CALLE 9 # 6-44
CALL CENTER  +57 310 2702895

 

Qué es la desintoxicación Iónica

 

La desintoxicación iónica es una técnica que está basada en la teoría de electrólisis, este proceso rompe las moléculas del agua en miles de iones, básicamente se genera un micro campo eléctrico en el agua.

Tomando como base la teoría de la electrolisis podemos generar  un proceso llamado ionización, este proceso rompe las moléculas del agua en miles de iones, cuando el anión y el catión reacciones de forma vigorosa entre ellos, generamos las condiciones optimas para que el procesos de osmosis celular se active, contribuyendo al intercambio iónico intra y extra celular, de esta forma contribuimos a mejorar los procesos metabólicos y a la producción de algunos tipos de encimas necesarias para las funciones de excreción y desintoxicación

Los tejidos humanos son conductores de electrolitos y cuando los pies o las manos entran en contacto con el agua son capaces de conducir las corrientes eléctricas, esto fomentará la restauración del potencial negativo normal y al mismo tiempo mejorar la capacidad de la membrana celular al generar aniones.  Por lo tanto, las toxinas que se almacenan en el cuerpo pronto serán extraídas en el agua con el proceso llamado  ósmosis.

De esta forma el organismo inicia una depuración de las toxinas acumuladas  al exterior del cuerpo, son estas toxinas y su acumulación  las que determinan en qué color se tornará el agua

what



La medicina "Ortomolecular" es un término acuñado en 1968 en la revista Science por una de las mentes científicas más grandes del vigésimo siglo, el dos veces premio Nobel, Linus Pauling

La Medicina Ortomolecular se basa en el convencimiento de que si al organismo se le proporcionan los micro nutrientes necesarios para su correcto funcionamiento muchas de las llamadas enfermedades no se manifestarían, y las que ya lo han hecho podrían remitir parcial o totalmente. Por tanto, es preciso asegurarse de que contamos con ellos en la proporción y cantidad adecuadas.

Nuestro estado de salud representa, ante todo, nuestra dieta desde que éramos fetos. Somos producto de lo que ingerimos y que además trasmitimos genéticamente -una verdad tan sencilla de entender, pero una tesis que ha sido ridiculizada y olvidada. Es hora de redescubrirla, porque cada día que pasa nos estamos muriendo por la boca. 

La medicina Ortomolecular viene a restablecer los desequilibrios nutricionales tratando o previniendo la enfermedad con sustancias naturales al cuerpo, vitaminas, minerales, aminoácidos y otros modificadores de la respuesta biológica. Estas sustancias se usan frecuentemente en dosis grandes (mega dosis), Pero como no son drogas, la toxicidad se evita, y el cuerpo puede responder de una manera más positiva. (El ejemplo clásico es el tratamiento de la diabetes con la insulina). 

 La medicina ortodoxa que representa la mentalidad corporativa de las farmacéuticas no cree en lo que médicos ortomoleculares hacen y los atacan diciendo que están al margen de la ciencia. Si esos mismos críticos se tomaran el tiempo de leer la literatura científica, encontrarían que los fundamentos científicos de la medicina ortomolecular están basados en los trabajos de cuatro científicos ejemplares - Albert Szent-Gyorgi, Otto Warburg, Everett Storey y Linus Pauling - que juntos comparten siete premios Nobel -siete.

LA PREGUNTA ES LA SIGUIENTE
¿Cuántos premios Nobel hay trabajando en todas las farmacéuticas?




La medicina natural es un tipo de medicina alternativa que utiliza remedios naturales o tradicionales. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) el término se refiere tanto a los sistemas de medicina tradicional como a la medicina indígena.

Aunque la medicina natural se considera una alternativa a la medicina convencional, muchos preparados naturales usados en la medicina natural contienen las mismas moléculas activas o fármacos que en la medicina convencional, pero cuya fuente proviene de plantas en lugar de productos sintéticos.

El término medicina alternativa designa de forma amplia los métodos y prácticas usados en lugar, o como complemento, de los tratamientos médicos convencionales para curar enfermedades. El alcance preciso de la medicina alternativa es objeto de cierto debate y depende en buena medida de lo que se entienda por “medicina convencional”.

El debate sobre la medicina alternativa se complica aún más por la diversidad de tratamientos que entran en la categoría de “alternativos”. Éstos incluyen prácticas que incorporan fundamentos espirituales, metafísicos o religiosos, así como tradiciones médicas no occidentales, enfoques de la curación recién desarrollados y varios otros. Los partidarios de un tipo de medicina alternativa pueden rechazar otros.

Definiciones
Los detractores de la medicina alternativa pueden definirla también como “diagnósticos, tratamientos o terapias que pueden dispensar personas que no están legalmente autorizadas para diagnosticar y tratar enfermedades”, aunque algunos médicos encuentran valor en el uso de terapias como “medicina complementaria”.

Buena parte de la comunidad científica define la medicina alternativa como cualquier tratamiento cuya eficacia y seguridad no han sido comprobadas mediante estudios controlados y contrastados. Esta forma de definición gira sobre cuestiones de eficacia y seguridad.

Es por tanto posible para un método dado cambiar de categoría en ambos sentidos según se aumenta el conocimiento sobre su eficacia o ineficacia.

Apoyos a la medicina alternativa
Los partidarios de la medicina alternativa sostienen que las terapias alternativas suelen proporcionar al público servicios no disponibles en la medicina convencional. Este argumento cubre diversas áreas, como la participación activa del paciente, métodos alternativos para el manejo del dolor, métodos terapéuticos que apoyan el modelo biopsicosocial de la salud, remedios para preocupaciones sanitarias específicas, servicios de reducción de estrés, otros servicios sanitarios preventivos que no son típicamente parte de la medicina convencional, y cuidados paliativos de la medicina complementaria, que son practicados por centros mundialmente renombrados.

Eficacia
Los partidarios de la medicina alternativa sostienen que sus métodos son eficaces en el tratamiento de muchas dolencias leves y graves, y sostienen que hay investigaciones que demuestran la eficacia de tratamientos alternativos específicos
.
También sostienen que ésta puede proporcionar beneficios a la salud mediante la participación activa del paciente, ofreciendo más opciones al público, incluidos tratamientos que simplemente no están disponibles en la medicina convencional.

Menor riesgo cuando se usa como complemento de la medicina convencional
Una importante objeción a la medicina alternativa es que se practica en lugar de los tratamientos médicos convencionales. Siempre que los tratamientos alternativos se usen junto con los tratamientos médicos convencionales, la mayoría de los médicos hallan la mayor parte de la medicina complementaria aceptable.

Los pacientes deben informar siempre a sus médicos de que están usando medicina alternativa. Algunos pacientes no lo hacen temiendo que esto dañe la relación con su médico, porque algunos tratamientos alternativos pueden interferir con los tratamientos tradicionales.

Un ejemplo es la combinación de quimioterapia y la toma de altas dosis de vitamina C, que puede dañar gravemente los riñones.

El problema de la interferencia entre la medicina alternativa y la convencional se minimiza cuando sólo se recurre a la primera tras agotar todas las posibilidades de la segunda. Muchos pacientes creen que la medicina alternativa puede ayudar a sobrellevar enfermedades crónicas para las que la medicina convencional no ofrece cura sino sólo cuidados paliativos.

Se está haciendo más común que el propio médico sugiera a sus pacientes alternativas cuando no puede ofrecer un tratamiento.

Críticas a la medicina alternativa
Las críticas dirigidas a la medicina alternativa van desde las bastante leves (el tratamiento convencional se cree más efectivo en un área particular) hasta la incompatibilidad con las leyes conocidas de la física (por ejemplo, en la homeopatía).

Los críticos de la medicina alternativa están de acuerdo con sus partidarios en que la gente debe ser libre de elegir qué método de asistencia sanitaria desean, pero estipulan que debe ser informada sobre la seguridad y eficacia del método que elijan.

La gente que elige la medicina alternativa puede pensar que están escogiendo una medicina segura y eficaz cuando puede que sólo obtengan remedios de curandero.

Los partidarios de la medicina alternativa rechazan las críticas por estar basadas en prejuicios, intereses económicos o ignorancia. Los opositores a muchas formas de medicina alternativa rechazar buena parta de las “pruebas” a favor por estar basadas en prejuicios, intereses económicos o ignorancia de los practicantes y partidarios.

Retraso en la búsqueda de tratamiento médico convencional
Los críticos afirma que aquellos que han tenido éxito con una terapia alternativa para una enfermedad leve pueden ser convencidos de su eficacia y persuadidos para extrapolar dicho éxito a alguna otra terapia alternativa para una enfermedad más seria y potencialmente fatal.
Por esta razón, sostienen que las terapias que confían en el efecto placebo para definir su éxito son muy peligrosas.

Problemas de regulación
Los críticos afirman que algunas ramas de la medicina alternativa no están a menudo adecuadamente reguladas en algunos países en cuanto a identificar quiénes las ejercen o saber qué formación o experiencia deben poseer.
Los críticos arguyen que la regulación gubernamental de una terapia alternativa concreta no exige que dicha terapia sea eficaz




La fitoterapia (del griego fyton=planta, vegetal y therapeia=terapia), es la ciencia que usa los extractos que contienen los principios activos contenidos en los distintos tejidos vegetales, o sus derivados.

Para combatir patologías crónicas o agudas, para prevenirlas o bien para conservar un buen estado de salud.

Se encuentra entre las terapias más sencillas y más antiguas,la medicina moderna utiliza el conocimiento de las prácticas herbales primitivas: gran parte de los fármacos actuales contienen extractos sintéticos y esencias de hierbas y plantas. Los principios activos de muchas plantas son utilizados como ingredientes básicos en la formulación de fármacos químicos.

Los principios activos son sustancias que se encuentran en las distintas partes u órganos de las plantas y que alteran o modifican el funcionamiento de órganos y sistemas del cuerpo humano y animal.

La investigación científica  ha permitido descubrir una variada gama de principios activos, de los cuales los más importantes desde el punto de vista de la salud, son los aceites esenciales, los alcaloides, los glucósidos o heterósidos, los mucílagos y gomas, y los taninos.

Existen en las plantas otros principios activos relevantes denominados nutrientes esenciales, como las vitaminas, minerales, aminoácidos, carbohidratos y fibras, azúcares diversos, ácidos orgánicos, lípidos y los antibióticos.

El conocimiento de las propiedades terapéuticas de las plantas actualmente son resultado de importantes investigaciones clínicas y ponen de manifiesto numerosos efectos benéficos, muchos de ellos ya conocidos por culturas milenarias, utiliza los principios contenidos en las distintas partes de la planta con acción beneficiosa para una dolencia determinada para la preparación de extractos. Se incluyen como material o “droga vegetal” a plantas terrestres y también a las algas.

Historia de la Fitoterapia
Prácticamente todas las culturas tienen tradición en utilizar las plantas para elaborar remedios, utilizando las flores y vegetación de su entorno.
Los herboristas en el pasado eran tratantes y recolectores de hierbas; conocidos como terapeutas florales o fitoterapeutas.

Gran parte de la medicina moderna se respalda en las prácticas primitivas a base de plantas y hierbas,la medicina herbal está ligada a la historia de la humanidad, hemos aprendido empíricamente a base de pruebas ensayo-error y  con la observación de los animales. Todas las culturas han venido utilizando el poder de la plantas como remedio a sus enfermedades comunes.

 Hipócrates, médico griego del s. III a.C., considerado el padre de la medicina.
Ya en el 3.000 a.c., los egipcios recopilaron el primer listado de plantas medicinales y sus propiedades. Más tarde, los griegos, que consideraban el poder curativo de las plantas un regalo de los dioses, adaptaron el legado de los egipcios.

Los romanos, caracterizados por sus intercambios intercontinentales, trajeron hierbas de Europa del Norte y así el herbalismo empezó a fraguarse con aportaciones e influencias entre culturas.

En la Edad Media, el saber popular de las plantas medicinales giraba alrededor de mitos y supersticiones, pero bajo estos subyacía un conocimiento cada vez más profundo del funcionamiento del cuerpo humano, sus órganos y de la acción de las hierbas sobre el mismo.

 
Santa Hildegarda de Bingen
fue una de las mujeres más extraordinarias de la Edad Media
Entre 1151-1158 escribió su obra de medicina bajo un único título: Liber subtilitatum diversarum naturarum creaturarum (Libro sobre las propiedades naturales de las cosas creadas). En el siglo XIII fue dividido en dos textos. Physica (Historia Natural), también conocido como Liber simplicis medicinae (Libro de la Medicina Sencilla), y Causae et Curae (Problemas y Remedios), también conocido como Liber compositae medicinae (Libro de Medicina Compleja). as?  Pero el día 10 de Mayo de 2012 ha sido oficialmente proclamada santa por el Papa Benedicto XVI, extendiendo su culto litúrgico a la Iglesia universal.

La invención de la imprenta de tipos móviles, hacia 1450 por el alemán Johannes Gutenberg contribuyó de manera esencial a la difusión de las nuevas ideas,el conocimiento de las plantas medicinales aumentó y fue posible una gran difusión de lo que se sabía hasta ese momento. Floreció el herbalismo, en ese momento coexistiendo desde ese momento y durante siglos con la medicina ortodoxa.

Los primeros estudios farmacológicos hicieron mucho daño al herbolismo y a la labor que los herboristas habían realizado hasta el momento, fomentaban la creencia de que los productos sintetizados eran más efectivos que las propias plantas.

Argumentaban que las plantas poseían un alto potencial tóxico al que había que temer,actualmente, la creciente preocupación acerca de los efectos secundarios de los medicamentos, junto con una voluntad determinante de volver a nuestros orígenes y a lo que es natural, ha significado una vuelta a la fitoterapia como medicina natural,amedida que se avanza en la investigación sobre los principios activos de las plantas, se está reconociendo el valor de gran número de antiguos tratamientos que están volviendo a ser utilizados por su eficacia e inocuidad.

Tratamientos con Fitoterapia
 Las afecciones en las que frecuentemente se utiliza el poder de las plantas para tratarlas son: alergias,ansiedad,artritis,cefaleas,infecciones renales y urinarias,insomnio,hiper o hipotensión arterial,problemas cutáneos,problemas digestivos,trastornos menstruales etc.

Precauciones y contraindicaciones de la Fitoterapia
 La medicina herbal tiene un grado de seguridad mucho mayor que los fármacos en la mayoría de las personas, sea cual sea su condición y dolencia; incluyendo niños, embarazadas y personas mayores.

Sin embargo, las plantas medicinales son poderosos instrumentos de curación y algunas de ellas son tóxicas si se consumen en altas dosis. Es necesario tener la prescripción médica o de un herborista, especialmente si se deben administrar a personas sensibles;en caso de seguir un tratamiento convencional y fitoterapéutico a la vez, es necesario consultar con el médico.